Alcohol y Cirrosis Hepática

En 1974, unos investigadores venezolanos hicieron un experimento interesante, a un grupo de ratones de laboratorio, le indujeron una cirrosis hepática experimental y las colocaron en jaulas de observacion con dos recipientes, uno con agua y otro con alcohol. Los ratones con cirrosis elegían tomar alcohol en vez de agua. No hubo explicacion racional para tal comportamiento, pero el fenómeno se presentó en un Congreso de Hepatología . Será posible que por alguna razón aun no conocida, las personas que ingieren alcohol en forma crónica y persistente y desarrollan una cirrosis hepática, continúan en ese hábito a pesar de saber del daño que ese tóxico les causa. Es una circunstancia digna de estudio con los métodos modernos de investigación actuales.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Uncategorized y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s